Mucho y poco

Muchos hablan demasiado y de lo que hablan conocen demasiado poco; pocos identifican al amor en la primera vista, pocos son conscientes del momento en que están fabricando un recuerdo, casi nadie es lo que aparenta ser. Pocos son los amigos verdaderos, pocos los que se atreven a una entrega total, pocos tienen sentimientos sinceros, muchos se preguntan qué te pueden robar. Pocos aman a los otros como se aman a sí mismos, pocos saben utilizar el sarcasmo de manera que no sea un arma barata, pocos son amables con los caídos, muchos te estiman cuando quieren obtener algo de lo que tienes. Pocos ven más allá de sus narices, pocos cumplen lo que prometen, pocos son realmente libres, casi todos hacemos lo que más nos conviene. Pocos se resisten al dinero, pocos aplican las leyes de honor, pocos conocen la palabra eterno, muchos escupen a la cara del amor. Puedo estar aquí, sin estar presente, puedo simular que sigo la corriente, pero esto a la larga sería fingir, creer en una mentira que no puedo tragar.

12 comentarios en “Mucho y poco

    • Hola Belén, yo sí me confieso fluctuando entre ambos polos. Espero no ser de esos ‘tibios’ que según la Biblia vomita Dios. Me asusta más ser un fundamentalista que un tibio. Un abrazo.

    • Así es, la inseguridad nos hace alardear demasiado. Quien en verdad sabe parece que conoce la vanalidad de hablar mucho. Pero bueno, habemos algunos que nos gusta hablar mucho y nos encantan las palabras. Un abrazo Charlotte.

  1. Un juego ingenioso y tristemente cierto, de palabras MOB,

    aun cuando yo quiero pensar, quizá porque soy un lorito, que lo que digo siempre es desde le corazón, me equivocaré mil veces, me darán mil palos porque peco de excesivamente y para remate ingenua, pero espero que no sean tantos como para que me hagan dejar de serlo … en tema de amor, ahí sí que te digo que …solo ´se que no se nada, es más dudo muchísimo que alguien sepa de verdad algo de el amor, así con mayúsculas.

    Un besito MOB

    • Hola María,

      Pues del amor igual nadie sabe nada, porque posiblemente sea cosa de sentir más que de pensar. Puede ser. Y respecto de hablar, mejor sólo pensemos lo suficiente y seamos quienes somos, al final no podemos ser otros, y pues tampoco creo que estémos mal. (¿al final habré dicho algo?)

      un abrazo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s