Poca cosa

Un tabique en la Gran Muralla China, otra pisada en la Meca durante la magna peregrinación, la hoja que cae del frondoso árbol en otoño o la decisión sin sentido en el tren expreso. Un pelo en la piel del gato arrabalero, el ánima bendita manchada llegano al purgatorio, un burócrata sin empleo en plena era del libre mercado, efímera ola en el océano. Soy sólo un mal instante en tu vida, del que no quedará ningún registro; soy sólo un grano de arena, en el vasto desierto de tu olvido.

space

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s