Números

El número de escalones que hay de aquí al Cielo es igual a la cifra de buenas acciones que realizarás durante los días que le restan a tu vida. No hay elevador, dicen, así que cuida tus pasos, y aunque no existiera el Cielo, debería ser reconfortante saber que no eres un suplicio existencial en el número de respiros de los demás.

El número de golpes que alguien tiene que darse antes de conseguir lo que más desea, es equivalente al número de hombres que buscan eso mismo, creyendo que es lo que vale la pena.

El número de veces que iré a buscarte, será directamente proporcional al número de mis decepciones o de mi estupidez necia. Como el niño que no aprende tras quemarse demasiadas veces con la misma vela o el can que se alimenta del mismo vómito mil y una veces. Por eso te recomendaría que desde ayer ya no me esperes, porque sospecho que estoy en el circo, bailando entre cristianos y leones.

El número de palabras que me quedan por dedicarte, son muchas como para poder contarlas; aunque realmente no hablan de ti, mujer, sino de las cosas que cometemos los humanos.

El número de líneas que quedan a esta composición, dependen de qué tan aburrido me sienta, además los minutos ya no alcanzan y el tiempo me apremia…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s